Ala Este

Imagen ¡La famosa posada de las afueras! Esta posada siempre está muy concurrida con sus tres alas llenas. Es un misterio como el posadero puede tener tantos clientes...

Moderador: EL POSADERO

Avatar de Usuario
Red
Djinn
Djinn
Mensajes: 19
Registrado: Jue, 15 Dic 2011, 01:40
Elemento: Marte

Re: Ala Este

Mensaje por Red » Mié, 26 Sep 2012, 19:08

Desde que había llegado a la posada y se había sentado a la barra, la mirada de Red había estado fija en un punto de la pared, un punto aparentemente igual al resto de puntos de la pared. Para el marciano, sin embargo, aquel punto era especial, por que en el estaba oculto un gran secreto. No se percato de todo el caos a su alrededor, estando en trance apenas era consciente de si mismo.

-¡Lo tengo! –exclamó de pronto, dando un bote emocionado-. ¡El sentido de la vida es… ! –empezó en tono solemne y revelador, como si se dirigiera a una gran congregación-… mierda, lo he olvidado. Estaba ahí escrito, bien clarito –comentó señalando el punto especial de la pared, que en ese momento se agrietó al estamparse una silla contra la pared.

El adepto de Marte miro a su alrededor confundido, observando el lamentable estado de la taberna, lamentándose por no haber participado en tamaña maravilla. Red se fijó en sus ropas empapadas, llenas de polvo y salpicadas de sangre y bufo enfadado, prendiéndose fuego, eliminando todo rastro de suciedad de sus ropas ignifugas. Aun en llamas, el marciano enfilo las escaleras, persiguiendo a los que, según creía, habían montado aquel follón, mientras gritaba “¡BOOOOONZO!”.

-¿Me llamabas? –pregunto al mercuriano entrando en la pequeña habitación, ya bastante concurrida-. No hay problema.

El chico se apagó y avanzó entre los demás adeptos, demasiado apretujados para su gusto. Llegó a la pared que había que derribar y se posicionó, creando una bola de psienergía de fuego del tamaño de una pelota de golf. Red cerró la mano sobre la bola, haciendo que su puño ardiera, y asesto un golpe a la pared, agrietándola por completo. El siguiente paso fue lanzar la bola directamente, haciendo que la pared agrietada estallara, esparciendo astillas y serrín en todas direcciones.

-Por cierto, yo soy Red, Adepto de Marte -se presentó entrando en la nueva estancia, quitándose el polvo del abrigo-, incendiado de conoceros -sonrió, llevándose un caramelo de manzana a la boca.

Avatar de Usuario
Tak
Administrador del Sitio
Administrador del Sitio
Mensajes: 138
Registrado: Jue, 15 Dic 2011, 01:35
Elemento: Marte
Ubicación: Derrrp
Contactar:

Re: Ala Este

Mensaje por Tak » Jue, 27 Sep 2012, 14:44

-¡NO! ¡No, no, no, no, no, no! -grito enfurecida pateando el suelo cuando el que dice llamarse Red termina el trabajo-. ¡Así no es! ¿Dónde está el estilo en esto? Fíjate en estos bordes.
Le tiro de una oreja cuando acaba de presentarse y lo arrastro hasta el borde de los troncos reventados. Señalo las astillas y le doy un último tirón a la oreja aprisionada antes de soltarla.
-Podemos hacernos un rasguño con esto, ¿te das cuenta? Cuando hagas una demolición, ten en cuenta la seguridad de los demás -relamo una gota de sangre que alcanzó mis labios en ese momento. Tenía una brecha abierta en la cabeza desde que el adepto de Mercurio me la había golpeado-. Además, ¿dónde está tu sentido de la estética? Veamos... -rebusco entre las dos habitaciones conectadas y retiro lo que parecen un par de cuadros de las paredes de cada una. Tienen varias pinceladas mal puestas y los miro con asco mientras los cuelgo de las astillas-. ¡Ahora! Casi perfecto... -requemo los lienzos hasta que solo son manchurrones negros y asiento satisfecha-. ¡¡Hermoso!!
Me tiro en plancha en un camastro y me quedo mirando el techo.
-Por cierto, tú, el vuelaparedes... ¿adepto de Marte, decías? -pregunto con curiosidad sin mirarle.
Imagen

Avatar de Usuario
Giniroryu
Administrador del Sitio
Administrador del Sitio
Mensajes: 49
Registrado: Jue, 15 Dic 2011, 01:35
Elemento: Júpiter
Ubicación: No cú.

Re: Ala Este

Mensaje por Giniroryu » Jue, 27 Sep 2012, 15:09

Mientras yo seguía descartando habitaciones provocando los gritos de los dueños de estas uno detrás de otro, los demás ya parecían haber decidido una. Me acerco a mirar cuando el adepto de la barra que había sido abducido por los anivorsianos -hay gente loca que dice que no existen pero no es cierto- sube y atiende a una petición de Fiordo. Observo las obras de remodelación mientras me bebo un zumo con sombrillita. Un amable huésped de una de las habitaciones que había visitado me lo cedió con mucha amabilidad cuando se lo pedí.
-¡Llévate lo que quieras pero no me hagas daño! Sonreí al recordar su amabilidad.

-Bien, bien, lo habéis hecho muy bien, pero... ¡tonto el último! -me tiro en la otra cama del mismo modo que Tak que había ahora en la habitación tras las "obras"-. Pero hace demasiado calor aquí dentro, voy a abrir la ventana.
Dicho esto invoco una ráfaga de viento que rompe estrepitosamente los cristales de la ventana. Una tormenta comienza a formarse en el exterior y los ocasionales truenos atronan el interior de la habitación.
-Ahora sí está en buenas condiciones climáticas. No os quejéis los demás: tenéis todo ese confortable suelo para estiraros tanto como queráis.
Imagen


Doooormi, dooormi, ¡eres un pájaro! :dormi:

Avatar de Usuario
Tak
Administrador del Sitio
Administrador del Sitio
Mensajes: 138
Registrado: Jue, 15 Dic 2011, 01:35
Elemento: Marte
Ubicación: Derrrp
Contactar:

Re: Ala Este

Mensaje por Tak » Jue, 27 Sep 2012, 15:15

En cuanto la corriente de aire que invoca Gin me hace estremecerme un poquito meneo la cabeza maldiciendo por lo bajo.
-Estos adeptos de Júpiter...
Le prendo fuego a la cabecera de la cama y me quedo donde estoy, con las pienas cruzadas y las manos debajo de la cabeza, silbando una canción de forma penosa.
Imagen

Muffie
Djinn
Djinn
Mensajes: 6
Registrado: Sab, 16 Jun 2012, 23:41
Elemento: Mercurio

Re: Ala Este

Mensaje por Muffie » Dom, 30 Sep 2012, 00:03

A la castaña le dio tiempo a propinar algún que otro golpe a los rufianes antes de que estos desaparecieran por la puerta.

- ¡Así aprenderéis a no meteros con mi cuchara!- les gritó levantando a la susodicha por encima de su cabeza.

Vió como el grupo que había peleado con ella subía a por una habitación y se dispuso a seguirles, antes de recordar algo.

- Iujuu~guapísimo~- cantó asomando la cabeza por la puerta de la cocina donde estaba el posadero intentando apagar el fuego.- Tu~y yo~solitos~en una habitación~arriba~dentro de un ratito~ ¿lo captas?- le cantó con voz dulce y mirada picara desde la puerta. Con un guiño de ojo desapareció por ella para reaparecer a los dos segundos con cara enfadada.- ¡Y NI SE TE OCURRA FALLARME!

Al oir un estruendo en la planta superior, se dio cuenta de que la diversión se había mudado ahí y decidió seguir sus pasos, que terminaban en una habitación, aparentemente recién remodelada, llena de personas.

- ¿Se puede saber por qué siempre empezáis la diversión sin mi?- preguntó haciendo un mohín.

Al ver llegar a la chica de las gafas aparecer con un vaso de zumo con sombrillita, la cara de la castaña se ensombreció por una expresión de terror. Con un rápido movimiento, le arrebató la sombrilla del vaso, la tiró al suelo y comenzó a saltar sobre ella hasta que estuvo segura de que estaba bien muerta.

- ¿¡pero no te das cuenta al peligro al que te enfrentabas!? ¡Las sombrillas son el demonio!- le dijo con los ojos desorbitados. Al instante, cambió su expresión a una de profunda alegría y con una sonrisa de oreja a oreja se presentó.- ¡Hika! Mi nombre es Mufhlania de los Montes Floreados de Indra, próxima adepta del clan Mercurio.- terminó con una reverencia.

Responder

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado